La botella Nº 1: El estado y las libertades

Era el sábado, 25 de julio de 2015. Un día maravilloso. Por fin la ola de calor nos había dado un respiro y ligera brisa recorría las calles de Madrid. Uno solo tenía ganas de disfrutar de un paseo, de un aperitivo en una terraza veraniega y como no, de la vieja costumbre de la gente mediterránea – contemplar la gente pasar. La música era perfecta para el momento – “Wilbur De Paris & His New New Orleans Jazz Band.

Tenía ganas de bailar. Solo bailar. Querría acercarme a la joven mujer sentada en la esquina de la terraza, que leía un libro tomando su capuchino, e invitarla a bailar como se hacía en un jardín de lilas de café La Closerie des Lilas, en París. Al oído me susurraban todos juntos Picasso, Sartre, Oscar Wilde y Hemingway, animándome a dar el paso como hacían ellos en Boulevard du Montparnasse, 171. Sí, sí, baila con ella, baila. A mediodía. En Madrid aunque no sea en Paris. En una terraza de un café con una completa desconocida. ¿Qué vamos a hacer? Pero…

Sigue leyendo