La botella Nº 159: “La guerra de cargos confirma el fracaso de la actual UE”

0001036177

A noche los jefes de Estado y de Gobierno de la UE fueron incapaces de ponerse de acuerdo sobre el reparto de cargos para la próxima legislatura. Más de 18 horas de Consejo Europeo, 10 horas más de reuniones bilaterales previas de altísimo nivel, y un sinfín de contactos en la sombra no han podido evitar el estrepitoso fracaso de Bruselas.

La inevitable suspensión del encuentro político 24 horas antes de constituirse el parlamente europeo en Estrasburgo pone en serios apuros a los políticos más importantes de la UE, que cada vez tienen más difícil proyectar “normalidad” en el seno de la Unión. El parlamento europeo debería de estar constituido este martes y aspiraba votar a su presidente este miércoles, pero ahora hasta propio Donald Tusk tiene dudas si será posible cumplir con el calendario electoral.

Todavía presidente del Consejo Europeo ha admitido muy dolido y agotado su desilusión: es completamente imposible sacar adelante acuerdos con los líderes de 28 países tan diferentes y tan irresponsables al mismo tiempo. También Macron tuvo que admitir lo evidente: “Nuestra credibilidad está profundamente manchada con reuniones que son demasiado largas y no producen nada”.

¿Y cómo debemos reaccionar los ciudadanos europeos al semejante despropósito? ¿Subirles más el sueldo y dándoles aún más poder? ¿O tal vez despedirles como gestores ineficientes y tóxicos como haría cualquier CEO?

Me temo que, tras varios meses de espera, nuestro crédito a las autoridades europeas está prácticamente agotado. Especialmente en estos momentos tan cruciales y complicados en el escenario geopolítico internacional semejante fracaso es una traición. Algunos lo vemos ya como el comienzo del triste final de una época cuando nuestras grandes ilusiones han sido vencidas por las profundas decepciones.

Resulta ya imposible esconder que la Unión Europea en su estado actual está condenada a desaparecer. Lo hará algún día por la decisión propia (para volver a constituirse de nuevo con unas bases mucho más solidadas). Y si no lo hace desde dentro y por las buenas, será completamente irrelevante en el escenario internacional, siendo un parque temático de atracciones turísticas, gastronómicas e históricas para los ricos chinos, rusos y americanos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s